RutaElectoral

Presentan Patricia Mercado y especialistas propuestas y alternativas para la generación de empleos de cuidados.

En la conferencia “Generar empleos de cuidados” se presentaron diversas propuestas y alternativas para la generación de empleos del cuidado de infantes y personas adultas, y de asistencia de las personas condiscapacidad.

“Tenemos que abrir un debate sobre el uso del tiempo para que el concepto de trabajo digno traiga aparejado el derecho al tiempo libre y al cuidado”, dijo la senadora Patricia Mercado.

La Dra. Valeria Esquivel aseguró que la inversión en los servicios de cuidados no sólo abren la posibilidad de que las mujeres ingresen al mercado laboral, sino que también crea empleos, lo que dinamiza la economía.

La Dra. Lucía Pérez Fragoso expuso que es importante que el gobierno sea el principal garante de promover e impulsar los trabajos de cuidado.

El activista Matías Santiago Alaniz propuso la creación del Servicio de Asistencia Personal a nivel nacional que permita a las personas con discapacidad desarrollarse personal, académica y profesionalmente con el apoyo
de una persona asistente.

La senadora integrante de la Bancada Naranja, Patricia Mercado, participó este martes como moderadora en la conferencia denominada “Generar empleos de cuidados” en la que tres especialistas presentaron diversas propuestas y alternativas para la generación de empleos del cuidado de infantes y personas adultas, y de asistencia de las personas con discapacidad, lo que ayudaría a las mujeres tener libre el tiempo que actualmente dedican a los cuidados no remuneradosy contar con un proyecto de vida autónomo.

El evento, realizado este martes en el Senado de la República, contó con la participación de la Dra. Valeria Esquivel, especialista en Género y Políticas de Empleo en la Oficina Internacional del Trabajo (OIT); la Dra. Lucía Pérez Fragoso, consultora en Economía Feminista y especialista en Política Fiscal; y el activista por los derechos de las personas con discapacidad y profesor en la UNAM, Matías Santiago Alaniz, quien es un joven de 29 años con encefalopatía atetoide parálisis que le dificulta el habla, la visión y el movimiento).

En su mensaje inicial, la senadora Patricia Mercado expuso que detrás de las brechas de género estála desvalorización del trabajo femenino, pues se confía en que las mujeres realicen trabajos de cuidados de forma no remunerada, pero no se confía en que puedan desempeñarse en un empleo con la misma seriedad y efectividad. Esto, aseguró, obliga a millones de mujeres a conciliar su vidalaboral y personal con trabajos flexibles, de tiempo parcial o en la informalidad, lo que implicamenores salarios, menores prestaciones, y menores posibilidades de ocupar cargos de alta
responsabilidad.

“Tenemos que abrir un debate sobre el uso del tiempo, para que el concepto de trabajo digno traigaaparejado el derecho al tiempo libre y al cuidado. Las ciudades y su dinamismo económico requieren que replanteemos el diseño de los servicios públicos y el empleo de acuerdo a las actividades de SENADO DE LA REPÚBLICA cuidado.

Por eso es que los empleos de cuidado pueden ser una oportunidad no sólo para el bienestar en los hogares de las personas que necesitan cuidados. También pueden beneficiar a todas las personas que con el acceso a estos servicios, puedan liberar tiempo dedicado a cuidados no remunerados y contar con un proyecto de vida autónomo”, explicó la senadora.

Mercado consideró que actualmente en México hay una crisis de las políticas públicas para el cuidado con la reducción de presupuestos y el desmantelamiento de programas como guarderías y escuelas de tiempo completo. Agregó que los programas sociales basados en transferencias monetarias no están teniendo un efecto para una mejor distribución de los ingresos y de los cuidados.

“Es urgente un apoyo material y de servicios en el territorio, de parte del Estado o con subsidios a
organizaciones cooperativas o privadas, y también con una mayor participación de los hombres entareas no remuneradas”, expresó.

A su vez, la Dra. Valeria Esquivel aseguró que la inversión en los servicios de cuidados no sólo abren la posibilidad de que las mujeres ingresen al mercado laboral, sino que también crea empleos directos e indirectos, lo que dinamiza la economía. En ese sentido, refirió que la ONU-Mujeres calcula que en un periodo de cinco años la inversión de México para un sistema de cuidado universal, gratuito y de calidad para infantes de hasta 5 años debe pasar de 0.45% a casi 2% del PIB, mientras que la inversiónpara servicios de cuidados de personas adultas mayores debe crecer del 0.09 actual al 0.39%.

“Es decir, en el caso de México, una inversión gradual nos permitiría avanzar en estas dos poblaciones, nos permitiría cubrir en un horizonte de planeación de cinco años tanto a los niños y niñas en edad preescolar como a los adultos mayores y personas con situaciones de dependencia que necesiten cuidados, y generar empleo decente.

Esa es para nosotros en la OIT una manera de generar múltiples ganancias en el sentido de generar empleos de calidad, generar posibilidades de inserción laboral para las mujeres, generar bienestar de las personas que cuidan y cerrar brechas de género en un marco de crecimiento”, subrayó.

En tanto, la Dra. Lucía Pérez Fragoso expuso que es importante que el gobierno sea el principal garante de promover e impulsar los trabajos de cuidado, así como el encargado de diseñar políticas públicas para que estos empleos sean formales con todas las prestaciones de ley. Añadió que el gobierno también debe otorgar los servicios de cuidados necesarios en cantidad de cobertura y en calidad.

De igual manera, planteó la necesidad de que el sistema de cuidados tenga un mecanismo evaluador, que promueva la transparencia y una propuesta metodológica. “Todo esto genera empleos y servicios de cuidado para redistribuir el ingreso y redistribuir el cuidado del trabajo entre la población y, con ello, erradicar la pobreza y las desigualdades entre mujeres y hombres», comentó.

En su participación, mediante el uso de un dispositivo de voz artificial, el activista Matías Santiago Alaniz propuso la creación del Servicio de Asistencia Personal a nivel nacional que permita a las SENADO DE LA REPÚBLICA personas con discapacidad desarrollarse personal, académica y profesionalmente con el apoyo de una persona asistente.


En ese sentido, se pronunció a favor de que se utilice el término de “asistente” en lugar de “cuidador” porque “al utilizarlo dejamos claro que las personas con discapacidad elevada sólo necesitamos apoyo de alguien más para realizar las actividades que nos son imposibles llevar acabo por nuestra condición”.

“Propongo que el Servicio prevea que los familiares directos de las personas con discapacidad puedanser sus asistentes personales y reciban un salario digno por este motivo siempre y cuando respeten en todo momento sus derechos, voluntad y preferencias”, planteó.

“Si se llegara a aprobar la creación de un Servicio de Asistencia Personal, México sería uno de los pocos países en dar un gran paso en el respeto cabal al artículo 19 de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad”, puntualizó.